¿En manos de quién está mi cáncer?

Por María Marín

La noche antes de viajar a New York donde se llevaría a cabo mi cirugía para remover los tumores cancerosos en mis senos, me sentía consternada. Pensar en lo que me esperaba y la incertidumbre de saber si todo saldría bien, no me permitía conciliar el sueño. Finalmente a eso de las tres de la mañana decidí no pelear más con el insomnio. Agarré el Corazoncito rojo de metal que guardo en mi mesita de noche, el cual tiene un puñado de las cenizas de mi abuelita Mercedes y me lo llevé al pecho. Mi abuela fue como una madre para mi, ella me crió después de la muerte de mi mamá quien perdió la batalla contra el cáncer cuando tenia únicamente 33 años.

Me hinqué al pie de mi cama y comencé a llorar desconsoladamente. Gritaba con todas mis fuerzas: “abuela, abuela, ¿me oyes ?, te necesito, ¡dime si me escuchas!” Mientras sollozaba reflexioné en los miles de mensajes que había recibido de mis seguidores en las redes sociales desde que di a conocer la noticia de mi diagnóstico. Pensé: “Todo el mundo está orando por mi. ¿Cómo es posible que yo todavía no he orado a Dios para pedirle que todo salga bien”. En ese instante empecé a hablar con Él de “Arriba” como si fuera mi amigo. Lo primero que hice fue darle las gracias por todas la bendiciones que siempre han rodeado mi vida. Luego le pedí que guiara a los doctores durante mi operación, y que los ayudara a remover toda célula dañina que hubiese en mis senos para que yo quedara totalmente limpia de cáncer.

Luego de mi petición, pensé en lo que muchos me habían aconsejado: “María, deja este problema en la manos de Dios”. Sin embargo me daba terror dejarlo en sus manos porque tal vez lo que yo pedía, no era el plan que Dios tenía para mi. Que tal si su plan era que yo no sobreviviera esta prueba.

De repente me volteé, vi la foto de mi madre y sentí que me decía: “Hija, confía, su plan es perfecto”. Tomé un profundo suspiro y con mucha fe, dije: “Señor dejo todo en tus manos y que sea tu voluntad”. Una vez dije estas palabras, rápidamente sentí un gran alivio. Me di cuenta que ya no enfrentaba el cáncer, sino que el cáncer enfrentaría a Dios.

Visita el canal de Youtube:“El Empujoncito de Maria Marin” y sus redes FB- Maria Marin IG-MARIAMARINMOTIVATION Twitter-@maria_marin www.mariamarin.com

Articulos Relacionados
9 Comentarios Para “¿En manos de quién está mi cáncer?”
  • Ivette Melendez
    25 Febrero, 2017 -

    Gracias por este mensaje. Estoy recuperandome de mi primera Chemo. El cancer después de 14 años a regresado a mi vida amenazandola. Pero yo no lo estoy emfrentando sola mi Dios ya me sano el lo enfrenta por mi. Y esta vez lo estirpara completamente de mi cuerpo. No tengo por que temer. Asi como dijistes tu me he sometido a su voluntad y en sus manos estoy. Espero te dientas bien ya y estes recuperada. Que la bendion del padre del hijo y del espíritu santo este contigo, conmigo y todos aquellos que esten enfrentandose a esta terrible enfermeda.

    • Maria Marin
      25 Febrero, 2017 -

      Ivette gracias por compartir tu testimonio.

  • Martha Lahera
    25 Febrero, 2017 -

    Cuando Díos Habla el Diablo tiene que huir usted está sana ya el Sr lo hiso nunca dudes de la fe porque la Fe sin Obra es muerta Amén Díos te Bendiga 🙏🙏🙏🙏🙏❤❤❤❤❤❤👍

  • Martha Lahera
    25 Febrero, 2017 -

    La respuesta se llama Jesús Amennnnn 🙏🙏🙏🙏🙏🙏

  • Irma Serracín
    25 Febrero, 2017 -

    Esa experiencia que Ud vivió al hablar con Dios como ese amigo que está allí dispuesto a atender nuestras súplicas es lo mejor que pudo pasar. Sentir que ese peso se alivia , dejando todo en sus manos de amor Y que su respuesta será siempre lo mejor para
    Ud. Dios la bendiga y siga practicando la oración Que es abrir nuestro corazón a Dios como un amigo y El abrirá las ventanas del cielo y derramará abundantes bendiciones.

    • Maria Marin
      25 Febrero, 2017 -

      Irma muchas gracias, aprecio tus palabras.

  • Mayte
    27 Febrero, 2017 -

    Me alegro mucho que ya te operaron te vi muy bien dios esta siempre contigo te espero mañana besitos

  • Irma Dominguez
    27 Febrero, 2017 -

    Hola Maria, al mirar tu vídeo donde compartes tu diagnóstico me hizo recordar lo que yo viví en el 4 de enero del2016. Es un momento tan difícil no lo puede creer lo que le está pasando usted no pierda su fe y póngase en las manos De Dios que es lo único que uno puede hacer. Usted es una persona muy positiva y tiene una linda actitud y va salir adelante. El mío fue en el seno derecho y se me había extendido a mi axila estaba en la etapa 3. Dios mediante el 3/15/17 reviviré mi último tratamiento. Muchas bendiciones para usted y su familia.

    • Maria Marin
      28 Febrero, 2017 -

      Irma, aprecio mucho tus palabras y gracias por compartir tu testimonio.